Templo del Saucito o de Ntro. Señor de Burgos

Turismo - Iglesias y Templos

Templo del Saucito

Jul 01, 2011
13633 visitas

El templo está situado al noreste de la ciudad y al otro lado del río Santiago, se le llamaba Las Encinillas y hoy tiene el nombre del Saucito, famoso en la ciudad y en el estado de San Luis Potosí así como en muchísimas ciudades y pueblos del país por su Santuario y por la milagrosa Imagen del Señor de Burgos, mejor conocida por el Señor del Saucito que en él se venera.

La devoción a la imagen de Nuestro Señor de Burgos, realizada de una rama de sauce a partir de su supuesta aparición, dio origen a dos inmuebles que contribuyen a darle identidad al norte de la ciudad, uno es pequeño y modesto, construido en 1826, y el afro, con aire de fortaleza, se inicie hada 1880 y fue concluido hasta 1955.

La venerada imagen de Nuestro Señor del Saucito o de Burgos, mide, de pies a cabeza 1.67 metros de alto y de ancho de extremo a extremo de los brazos 1.56 metros. En el madero que está, mide 2.54 metros de alto; tiene las puntas doradas y esta barnizado de color oscuro. Además del letrero INRI, colocado en la punta del larguero vertical, a ambos lados de éste, sobre el larguero horizontal, se ven dos soles dorados de metal; de este larguero cuelga un adorno en forma de lira con flores artificiales prendidas a él. Las flores son símbolos del árbol del sauce con que se hizo la imagen; cuatro angelitos, dos a cada lado, se encuentran colocados en dicho adorno. Un par de grandes aureolas concéntricas se hallan atrás de la cabeza del Señor. Tiene una corona con tres potencias, la cabeza reclinada sobre el lado derecho y la mejilla tumefacta y tinta en sangre. Ésta mana en abundancia de su costado abierto. Un cendal ciñe sus caderas y a sus pies cuelgan tres huevos de víbora, exvoto de un cristiano agradecido.

Estos tres huevos tienen su importancia histórica pues dan fe, nada menos, del primer milagro hecho por el Señor del Saucito. Por aquellos años en que los de la Cruz acababan de iniciar el culto al Señor de Burgos, un pastor de los alrededores, mientras apacentaba su hato, movido por el hambre o la curiosidad, no consta, engulló tres huevos de víbora. Nunca lo hubiera hecho. Mal acababa de comerlos cuando unos fieros retorcijones junto con un sudor frío que lo obligaba a dar muy dolorosos gritos, que nadie oía porque se encontraba sólo, se apoderaron de él. En tan peligroso trance, viendo que la muerte se le echaba encima en pleno monte, sin nadie que lo valiera, apeló a la misericordia del Señor de Burgos. Estos tres huevos labrados en mármol, los puso a los pies del Señor el susodicho cristiano, apenas se recobró, y desde entonces forman parte de la Imagen.

En la actualidad es uno de los templos más visitados en la capital potosina, acompañado de varios devotos que sin duda no dejan de visitarlo ya que se cuenta que nuestro señor del Saucito es muy milagroso; No pierda la oportunidad de visitar la iglesia y sobre todo su maravillosa colección de "exvotos" entre los cuales algunos datan del siglo XVIII.

Dirección: Fray Diego de la Magdalena #213, El Saucito, C.P. 78110, San Luis Potosí, S.L.P., México.
Información: Secretaría de Turismo
Fotografía: CiudadSanLuis.com